Ignacio Copes

No tengo palabras para agradecer la posibilidad de este maravilloso curso de preceptor. Gracias a la tutora Natalia por estar siempre, fue un interesante camino que me llevó a ver cosas nuevas y poder insertarlas en el mundo de la docencia y más aún, si volviese en breve a trabajar de preceptor como hace algunos años, me siento mucho más enriquecido. Muy feliz de haberlo hecho y ser un PRECEPTOR con título y todo. ¡Bendiciones para todos!